Comentarios mas recientes

2011/05/11

Contra Punto-Bin Laden y el Gral. Ponce - Noticias de El Salvador - ContraPunto - Noticias de El Salvador - ContraPunto

 Edgardo Quintanilla.11 de Mayo. Tomado de Contra Punto.

LOS ÁNGELES - Un día después que un comando armado de la Naval americana volara encubierto por la noche en dos helicópteros de guerra a través de Paquistán para asesinar a Bin Laden, murió a los 64 años por problemas del corazón en la pulcritud del Hospital Militar de San Salvador, en la Avenida Bernal rumbo a Mejicanos, el General René Emilio Ponce (1947-2011), ex-ministro de defensa salvadoreño, miembro de la temible Tandona del ’66, y señalado en 1993 por un reporte de las Naciones Unidas como uno de los responsables del asesinato de 6 padres jesuitas, incluyendo al rector de la UCA.    

Desde el asesinato del Monseñor Arnulfo Romero en 1981, el L.A. TIMES no había publicado un extenso obituario sobre la muerte de un salvadoreño; los periodistas Alex Renderos y Tracy Wilkinson  no explicaron el porqué en la edición del 4 de mayo de 2011.   

En vida, Bin Laden y el Gral. Ponce no se conocieron ni batallaron en el mismo campo, ni compartieron la misma religión.   De niños creyeron en ángeles, crecieron deseando llegar a ser algo, hallaron en las armas su destino para lograr objetivos políticos y la eliminación de enemigos ideológicos.  Al morir, ambos dejaron sus admiradores y detractores, los que los vieron como héroes ó terroristas, los que los vivaron y los odiaron.         

Ninguna organización gubernamental, sobretodo en Paquistán, dio sus condolencias por la muerte del líder de Al-Qaeda y autor del mayor ataque terrorista en el Siglo XX en los Estados Unidos.    El Ministerio de Defensa salvadoreño sí expresó públicamente su más sentido pésame por el deceso de uno de los autores intelectuales del asesinato de 6 padres católicos matados a sangre fría por un comando militar salvadoreño en 1989 en medio de la segunda gran ofensiva final del FMLN, ahora en el poder ejecutivo y denominado como un partido de “izquierda conservadora” en un artículo de Larry Luxner, “Un foco en El Salvador”, AMERICAS, Junio 2011.  

Los dos hombres de guerra no se arrepintieron de sus actos marciales.   El gobierno del presidente Bush usó extensamente las jactancias en video de Bin Laden sobre el ataque a las torres gemelas del World Trade Center para justificar la invasión a Iraq.  El General  Ponce dijo del asesinato de los 6 jesuitas y dos sirvientes que ellos habían muerto porque fueron víctimas de las circunstancias, que él defendió la patria salvadoreño del comunismo que el FMLN representaba en los años 80.       

Ponce murió de muerte natural sintiéndose protegido de no ser ajusticiado ya que en 1993 el gobierno de derecha de ARENA que controlaba la Asamblea Nacional salvadoreña decretó una amnistía, la cual Ponce asumió que lo absolvía de cualquier responsabilidad legal, moral é histórica.   Su muerte impide que sepa el desenlace de la demanda civil en su contra y en contra de una docena de militares salvadoreños que han sido enjuiciados en una corte española por crímenes de lesa humanidad en el asesinato de los 6 padres jesuitas.

El gobierno de Mauricio Funes, con el FMLN en el poder ejecutivo por vez primera y al mando de las fuerzas armadas salvadoreñas, ha reiterado que su administración no busca derogar la amnistía del ’93--un bloqueo político a un proceso judicial en contra de los militares salvadoreño que abusaron del poder al matar ó torturar extrajudicialmente a civiles entre 1980 a 1992 durante una guerra que dejó 30,000 muertos y un millón de desplazados, a pesar que el proceso de limpia histórica y justicia en Chile y la Argentina al respecto de sus “guerras sucias” ha cimentado sus democracias.    

Para la administración de Obama y todos los que han apoyado la muerte de Bin Laden, se hizo justicia cuando el comando de los SEALS lo asesinó.     Nadie ajustició al Gral. Ponce.    

El reporte del 8 de abril de 2011 sobre los derechos humanos en El Salvador del Buró de la Democracia, Derechos Humanos y Trabajo del Departamento de Estado de los EEUU hace notar la continua situación de “muertes ilegales por fuerzas de seguridad; condiciones de prisión severas, violentas y de hacinamiento; detenciones largas antes de juicio; altos niveles de impunidad para los crímenes y abuso de la autoridad oficial; corrupción oficial; violencia y discriminación en contra de las mujeres; abuso de niños y prostitución forzada; tráfico de personas; violencia y discriminación en contra de minorías sexuales; trabajo infantil; y el enforzamiento inadecuado de las leyes de trabajo”.     La mayoría de estas violaciones sirven para archivar un caso de asilo en los Estados Unidos.

En El Salvador, donde aparentemente no hay nadie llamado Osama en honor al ejecutado líder terrorista, hay por lo menos un perro con ese nombre y un médico de buena reputación en su profesión apodado “Ponce” desde niño por su carácter.    

El abismo de la impunidad es el talón de Aquiles de la democracia salvadoreña, un tema que no será tratado en la Asamblea General de la OEA en la primera semana de junio en San Salvador.   La “izquierda conservadora” del FMLN usará su maquinaria de propaganda para presentar a esa asamblea como otro triunfo político y aprovechará el alto edificio del World Trade Center de San Salvador como muestra del avance económico de una nación que fuerza a que alrededor de mil personas a la semana se vayan a buscar mejor fortuna en otro país.

Bin Laden y el Gral. Ponce - Noticias de El Salvador - ContraPunto - Noticias de El Salvador - ContraPunto

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Comentarios que incluyan ofensas o amenazas no se publicaran.